Alternador

Selecciona tu coche

Búsqueda por véhiculo

  Completa la información  
o

Busqueda por matricula

¿Por qué cambiar el alternador?

En primer lugar, debemos de tener en cuenta que el alternador no es la única pieza de repuesto que permite que el coche se ponga en marcha, sino más bien un conjunto de componentes eléctricos llamados circuito de carga. Dicho circuito de carga se compone de la batería, el alternador propiamente dicho y los cables que conectan los dos últimos.

El alternador carga la batería, que a su vez proporciona la energía y la potencia necesaria para operar en los diversos componentes y accesorios del automóvil, que necesitan ser alimentados con corriente eléctrica, como el aire acondicionado, la radio, las luces interiores, los faros o incluso el GPS. En resumidas cuentas, cuando el motor está en marcha se hace girar la bobina del alternador, que a su vez genera electricidad que se almacena en la batería.

Cuando un alternador es defectuoso o ha perdido parte de sus cualidades iniciales, provocando que no se cargue de manera correcta, puede provocar un mal funcionamiento en el coche. Además, es posible que el motor de arranque que forma parte del circuito eléctrico no se cargue de energía correctamente y por tanto deje de funcionar.

¿Cuáles son las causas de una falla en el alternador?

Cuando los elementos del circuito eléctrico se interrumpen entre sí puede aparecer un indicador en el panel de control, lo que indica un problema con la presión del aceite. Si esta luz de advertencia se enciende mientras se conduce, lo recomendable es revisar rápidamente la correa del alternador ya que podría romperse. Se puede controlar el voltaje de la batería con un voltímetro.
Si el voltaje está por debajo de 12,5 voltios es posible que la correa del alternador esté rota y haya un problema con el puente de diodos.

u>Sin embargo, si la luz parpadea, las causas pueden estar vinculadas a diferentes problemas como:

  • La correa del alternador
  • Los carbones del alternador
  • El regulador

Si además hay ruido puede estar relacionado con los cojinetes del rotor (componente del alternador), que la polea esté suelta o que el estator, otro componente del alternador, tenga un cortocircuito.

¿Cuándo y cómo detectar un problema de alternador?

He aquí algunos ejemplos de cómo detectar problemas en el alternador:

  • Se enciende el indicador de advertencia. Tres cuartas partes de los vehículos actuales están equipados con una luz de advertencia en forma de batería. Si ese indicativo se enciende significa que hay un problema con el alternador o la batería.

  • El sistema eléctrico reacciona de manera lenta (faros, accesorios…). Si se observa una disminución o cambio en la intensidad de los aparatos significa que el alternador está debilitando.

  • La batería poco cargada o descargada. Si la batería del coche está desgastada y quieres saber si el problema proviene de la batería o alternador, carga la batería o arranca el coche usando el refuerzo de otro coche a través de las pinzas de carga. A continuación hay que encender el coche y asegurarse de que la puesta en marcha se realiza correctamente. Si no es así el problema probablemente provenga del alternador.

  • Olores o sonidos extraños. Si las correas conectadas al generador no giran libremente, y hay fricciones adicionales al recalentarse, pueden generar cierto olor a goma quemada. También se pueden oír sonidos extraños: chirridos de las piezas desgastadas.

Es necesario tener en cuenta que el alternador es una pieza muy importante dentro del coche y que su estado repercuta en otros elementos del coche. En la web de Mister-Auto se puede disfrutar de uno de los mayores catálogos en línea al mejor precio. Además, si deseas montar el alternador tú mismo se puede consultar la página de mantenimiento para un montaje seguro.

Busca más rápido tu Alternador según el tipo de coche

Alternador por fabricantes
TRUSTPILOT